Viernes, 03 de Abril de 2020
AL INSTANTE: Mantiene Brady altas expectativas, filtran posible jersey.. Ver más

La Columna

Conoce aquí las noticias que acontecen en nuestro país

#LaColumna: Los enemigos son la inseguridad y la violencia

#LaColumna: Los enemigos son la inseguridad y la violencia

24 de Feb del 2020, Hermosillo, Sonora

Por Rodrigo Sotelo / Twitter: @masmedio  

También somos de los que creemos que el grado de criminalidad alcanzado en todo el país es intolerable.

Constatar y consignar que a diario se matan hombres, mujeres y ahora niños con inhumada crueldad e invariable impunidad es, para un ciudadano común, aterrador y hasta desquiciante.

Compartimos que algo se debe hacer, que urge tomar medidas, presionar y manifestar la indignación, el hartazgo social y la impotencia de las víctimas.   

Pero estamos convencidos que el camino no es la violencia. Porque a más violencia, mayor inseguridad.

Ayer protestaron decenas de mujeres que llegaron al Poder Judicial a destruir, a “quemarlo todo”, a desfogar su furia; una frustración incomprendida por todos, mal entendida por no pocas de ellas y expresada al nivel de lo que se protesta.

Sinceramente no encontramos válido o justificable esas imágenes de mujeres complacidas e idealizando la agresividad, algunas desde el anonimato, como única alternativa de justicia y reivindicación.

Buen trabajo, buen trabajo”, “qué bonito, qué bonito”, “me encanta, me encanta”, “fiesta, fiesta”, celebra extasiada una de ellas al aplaudir y bailar encima de los papeles y escombros  destruidos.

Si la idea es ganar legitimidad y generar empatía, las feministas se están equivocando.

La indiscutible causa y la histórica desatención gubernamental, no les da licencia para la irracionalidad, la necedad y el despropósito. Nadie sensato se va a sentir representado por la ilegalidad y la anarquía.

¿Imaginan todo lo que ya hubieran quemado los padres y madres de la guardería ABC? Ellos han sido ejemplares, tal vez en exceso prudentes y pacientes.

También es verdad que hay que analizar estas protestas con una visión más amplia, pero sin que “visión más amplia” signifique imponer un solo pensamiento y normalizar el salvajismo.

Indudablemente nuestras mujeres viven en constante peligro debido a la inseguridad y eso es gravísimo e inaceptable, pero con sus reacciones se suman a la violencia.

Las instituciones no funcionan, están podridas, sí, pero hay que cambiarlas civilizadamente desde adentro.

Prepararse, involucrarse con el mismo objetivo de desterrar el sistema opresor, machista y desigual.  Con  la intención de cambiar leyes, pelear mayores recursos, buscar espacios, exigir sensibilidad.

Pero no de tomar y utilizar la bandera para terminar de diputada como Wendy Briceño, defendiendo políticos y provocando más polarización.

O en unos meses haciendo campaña por personajes como el Siri Salido, nomás porque son de Morena y para que no regrese el Prian.

Por eso tiene razón la gobernadora Claudia Pavlovich al sumarse y respetar iniciativas como la del 9 de marzo, como la tiene la alcaldesa Celida López al no compartirlas y pedir respeto a quienes violentan el movimiento.

Y tiene razón la diputada Alejandra López Noriega al evidenciar la inconveniencia de la forma en que se protesta.

Así se construyen los acuerdos sociales-gubernamentales que propician cambios profundos, en base a la participación, la legalidad y la tolerancia.

Por cierto, mientras estas feministas tumbaban el patriarcado para instaurar una matria para todes, colgadas bichis de las rejas del Poder Judicial, delincuentes mataban a un bebé de semanas en la colonia El Ranchito.

El enemigo es la inseguridad que alcanza a todos, y la violencia que la ocasionan unos cuantos.

Gracias y hasta la próxima con el favor   de Dios.

Rodrigo Sotelo Mendívil

Director General Masmedio

Correo: rodrigosotelo@masmedio.com                                                                                                                              

Twitter: @masmedio 



Compartir